Actualizando el NAS

Esta mañana he terminado de actualizar el disco duro de mi DS109+, he sustituido el WD Caviar Black de 750GB por un nuevo WD Caviar Green de 2.0TB.

La razón del cambio ha sido que he decidido desconectar definitivamente mi antiguo DS207 y dejar un solo NAS funcionando, con el consecuente ahorro energético y reduciendo el ruido y calor generados.

Sustituir un disco duro en nuestro Synology es muy sencillo. La forma más rápida requiere de lo siguiente:

Synology Assistant y Firmware para nuestro modelo (última versión disponible recomendada)

– Carcasa USB

Si vamos a instalar un disco Western Digital, principalmente de la gama Green como el que he usado yo, sería interesante que modificaseis el timer IDLE para que el disco funcione de forma adecuada y los LCC no se disparen de forma alarmante. Para hacerlo, necesitamos conectar el disco duro en un PC, hacer un pendrive, cd o disquete autoarrancable (MSDOS) y ejecutar la utilidad WDIDLE3 con este comando:

wdidle3 /s300

Lo primero antes de continuar es  guardar una copia de seguridad de la configuración de nuestro NAS, cosa que podemos hacer desde el apartado correspondiente de la sección backup de la web de administración.

Del mismo modo, si podéis tener un backup de todos los datos, mucho mejor, luego lo restauráis con el File Station y listo. Si no disponéis de espacio para hacer el backup, mas adelante os cuento dos formas de recuperar los datos, pero si teníais un RAID diferente a 1, mejor hacer el backup para ahorrarnos complicaciones (nunca viene mal).

Con la configuración y los datos a salvo, apagamos el NAS y sustituimos el disco duro.

Arrancamos el NAS con el disco duro nuevo y abrimos el Synology Assistant. En unos segundos debería aparecer nuestro NAS, lo seleccionamos y clicamos en la opción de «Instalar», seguimos el asistente, indicándole el archivo del firmware y en minutos tendremos el NAS accesible otra vez (pero sin ningún dato o configuración personalizada).

Es muy importante utilizar la última versión del Assistant y el Firmware si usamos los nuevos Western Digital con la tecnología de formateo avanzado. Si instalamos el NAS con una versión antigua, no aprovecharemos esta tecnología con la consecuente pérdida de rendimiento al usar estos discos (por ahora los de la gama WDXXEARS).

Nos conectamos al panel de administración, y vamos a la sección donde antes sacamos la copia de seguridad de la configuración. Ahí tenemos la opción de restaurar. Restauramos la copia que teníamos para dejar el NAS configurado como antes: usuarios, permisos, carpetas compartidas, etc.

Ahora es el momento de restaurar los datos, si teníamos backup, los restauramos. En caso de no disponer de backup, tenemos un par de métodos alternativos para NAS’s con una sola bahía o equipos con dos bahías y RAID1.

NAS con 1 bahía

Pinchamos el disco duro antiguo en la carcasa USB y lo conectamos al NAS. Usando el servicio FileStation, copiamos los datos (que estarán en la carpeta compartida usbshare1) a las nuevas carpetas del NAS (que estarán vacías) y listo.

NAS con 2 bahías configurado como RAID1  o con un solo disco duro

Conectamos el disco duro (o uno de los dos en caso de RAID1) a una carcasa USB y a nuestro NAS.

Nos conectamos por telnet o SSH, con usuario root y ejecutamos el siguiente comando:

mdadm --examine --scan /dev/sdk3

Esto debería mostrar una línea similar a esta:

ARRAY /dev/md3 UUID=37d421aa:f01cbe6e:8334f217:a60e2732

Si nos diese algún error no nos servirá este método.

A continuación miramos los arrays que tenemos activos con el comando

mdadm --detail --scan

Seguidamente, ejecutamos el siguiente comando sustituyendo la X por el numero siguiente al mas alto que obtengamos en la paso anterior.

mdadm -A --verbose --run /dev/mdX /dev/

Montamos la partición de datos para poder acceder a ellos:

mount /dev/mdX /mnt/usb

Copiamos los archivos de /mnt/usb al nuevo disco duro, para ir rapidos, podemos hacer un rsync de todo el contenido a una carpeta compartida y luego distribuirlo con el FileStation a la ubicación final:

rsync -a -u -v --stats  /mnt/usb /volume1/public

Cuando termine el rsync, procedemos a quitar el disco duro, primero con estos comandos:

umount -l /mnt/usb

mdadm -S /dev/mdX

mdadm -r /dev/mdX

Desconectamos la carcasa USB y eliminamos la carpeta compartida:

rm -r /mnt/usb

Reiniciamos nuestro NAS y procedemos a mover los datos a la ubicación correcta mediante FileStation. Debemos confirmar que los permisos de usuario estén bien aplicados, también desde FileStation. En caso de no estarlo, seleccionando los archivos y usando la opción del menú contextual “propiedades” podremos modificarlo.

Ahora solo faltará instalar el bootstrap y cualquier modificación que tuviéramos echa en nuestro NAS aparte de revisar toda la configuración por si algún parámetro no estuviese configurado correctamente.

Comentaros que dado que por ahora no existe el Twonky para mi DS109+, he pasado a utilizar el servidor multimedia que viene integrado y funciona de perfectamente 😀

Migrando a Vista x64

Hace unos días decidí actualizar los discos duros de mi equipo principal, 2 Western Digital de 250GB ya que me estaba quedando corto de espacio. Decidí cambiarlos por unos WD Caviar Black de 750GB, una gozada de discos y bastante mas rápidos.

De casualidad, me fijé que los precios de la memoria RAM daban risa (hay que ver lo que se ha devaluado la DDR2) así que aproveché para comprar 4 módulos de 2GB para así pasar de 2GB a 8GB.

Por supuesto, para poder aprovechar tal cantidad de memoria, he tenido que migrar a Vista x64.

Lamentablemente, a mi placa base (AW9D-Max de Abit, comprada en 2007), no le gustaba el tener 4 módulos instalados, dando BSOD’s al iniciar Windows (realmente no se podía ni iniciar la instalación) y miles de errores en el Memtest86+.

Los 4 módulos, instalados individualmente y en pareja, funcionaban sin problema alguno, es más, instalando los 4 juntos en el Mediacenter, iban también sin problemas, dejando claro que el problema era la placa Abit.

Rebuscando por Google, vi que en algunas placas (y especialmente la mía) cuando se instalaban 4 módulos juntos, había que subir un poco el voltaje del MCH y la RAM, para que esta funcionase bien, pero por más que lo subía, la dichosa placa volvía a los valores de fábrica con lo cual no solucionaba el problema.

A punto ya de darlo todo por perdido y dejar solo 2 módulos (pasando de 2 a 4GB), con la ironía de que el Mediacenter iba a tener más RAM (de 2 a 6GB) aprovechando los dos módulos sobrantes, me acordé de que tenia la BIOS 15 instalada pero que tenia bajada y lista para instalar la versión 17 (aunque no lo había hecho ya que no tenia problema alguno hasta ahora).

Manos a la obra, busqué una disquetera >_< para actualizar la BIOS, lo hice y ahora sí que me guardaba los cambios de voltaje. Subiendo el MCH de 1,5 a 1,7V y las memorias de 2,0 a 2,05V ya pude instalar Vista y pasar el Memtest86+ sin errores 😀

Así pues, ya he conseguido dar el salto a x64 (que tenía en mente desde el nefasto primer intento de Microsoft llamado XP64), salto que os recomiendo a todos, incluso teniendo menos de 4GB de RAM, ya que la edición x64, es más estable y fluida (al menos así lo aprecio yo en los dos equipos que he migrado).

x64_8g

La compatibilidad con aplicaciones y dispositivos ha mejorado mucho el último año, aunque es importante que os aseguréis de que no tenéis algún cacharro u programa incompatible (quedan algunos todavía, aunque yo actualmente ya no tengo/uso nada que no funcione en x64), aunque siempre nos quedaran programas tipo VMWare y virtualizar un XP/Vista32, tal como hacen los usuarios de MAC.

Para terminar os dejo un enlace para descargar la versión 17 de la BIOS para la AW9D-Max de Abit, en vista que dicha empresa está más muerta que viva y que ninguna descarga de su web funciona >_<